¡Paseo militar!

El 5 de gala de la Brújula arrasa con todo

panorama del partido

Crónica de una nueva victoria apabullante

Por Javier Mtez de Zuñiga

Apenas nos habiamos recuperado del traumático desfile de fotografías retocadas de las hijas de zp, cuando la opinión pública se hizo eco de que el hermano de Rocío Jurado, la más grande, estaba cayendo en desgracia: deudas, alcoholismo,… su paso por el plató de la Noria apenas ha permitido despejar dudas en torno a su persona y a la revuelta situación de la familia. Esperamos que los herederos de la chipionera puedan por fin levantar el vuelo e incluso emular su fulgurante carrera como trata de hacer Rosario Mohedano . Sin embargo no solo de folklore vive el pueblo, así que el instituto Cuatrovientos ha vuelto a montar un partido de fútbol que servirá de aliviaderos para las tensiones que provoca la actualidad. Además un partido de altura que sin duda cumple las expectativas de los aficionados más exquisitos.

La convocatoria

la brujula en su esplendor
Pardo volvía tras su lesión en el dedo gordo. Así las cosas las convocatorias para formar parte del equipo de profes se iban a encarecer. Por si eso fuera poco, otra de las vacas sagradas del equipo irrumpía en el equipo titular sin adaptación progresiva ni leches: Abilio hizo acto de presencia en el vestuario aporreándose el pecho y reclamando más balones para la medular. Y no contentos con esas reincorporaciones, la dirección técnica repescó a uno de los baluartes de la zaga, ese dechado de virtudes que derrocha solvencia llamado Luisma. Así que quedaban pocos huecos por cubrir: unos de los puestos debía ser para un fijo desde hace décadas, Pablo. Y para cubrir el déficit en el enganche (Abilio ya se empieza a cansar) había que recurrir al discutido Iban. Solo quedaba un puesto para el banquillo y la cosa estaba entre Igor y el ortopédico. Finalmente no se sabe con qué criterio, los técnicos dieron chance a ese desecho de virtudes que derrocha balones al contrario llamado Ortopédico. Igor quedaba reservado para seguir reclutando alumnas para Cuatrovientos Idiomas con ese despliegue de simpatía que tanto éxito le reporta.

El rival

los rivales de GT
Frente a los profes se alzaban las huestes del siempre temible ciclo de transporte. Toda una galaxia de estrellas, jovenes que militan en equipos semi-profesionales y con una técnica que para si la quisieran algunos jugadores de Osasuna. Pardo ya venía avisando que tocaba un partido de los difíciles y quizá por ello había armado un conjunto con garantías para afrontar un duelo que se antojaba complicado. Además de buenos jugadores, los alumnos tenían un buen fondo de banquillo e incluso un público mayoritariamente femenino dispuesto a animar. ¿Acaso alguna iba detrás de alguno? solo Pardo o Abilio pueden saberlo.

El Partido

control absoluto de la medular por parte de los gallitos
Lo de los chavales fue puro espejismo: mucha cresta, mucho pendiente, mucho tatuaje, mucha camiseta molona pero en el campo nada de nada. Los profes dominaron el partido de cabo a con el rabo. Es fácil perderse con la cantidad de goles pero los docentes se adelantaron con un contundente 6-0 a favor. Las espectadoras asistían incrédulas a un espectáculo lamentable en el que sus jóvenes y briosos compañeros hincaban la rodilla ante una jarca de viejos que les triplicaban en edad. Pero lo que de verdad suele olvidar esta chavalería es que la abuelada también triplica en experiencia al alumnado, y ya se sabe que más sabe el diablo por Pardo que por diablo (al revés la frase sigue siendo válida).

abilio despistadete en defensa como siempre

En la zaga prietas las filas, con una medular superpoblada de jugones y sin renunciar al juego de toque, la Brújula le propinó una paliza humillante a los jóvenes camioneros. Solo la habitual falta de puntería del Pardo evitó que se fueran del campo con dos docenas de goles en su cuenta de resultados. Los chavales, a lo suyo, jugada individual, correr, mucho caño y mucha virguería de cara a las espectadoras pero efectividad nula. Se echó de menos la intervención de algún mediador para detener el abuso inmisericorde sobre ese grupo de alumnos, y no porque los profes pegaran; pin-pan-pun y sobre los cinco pases que constantemente reclama Abilio la Brújula construyó una jugada tras otra y al final solo tenía que empujarla. Finalmente la cosa quedó 15-5, Pablo se relesionó y quedó la sensación de que este año no hay rival. Y a los pobres alumnos le quedan un par de años en los que Pardo les recordará este día continuamente.alumnos en acción, todos estaban esperando en boca de gol

empanadilla mental para sacar el balón


las fans enfervorecidas, con los profes
Chascarrillos jugosos

Ya en la comida-técnica los profes se reunieron en torno a la mesa para discutir aspectos tácticos del partido. Entre las bebidas había kas-naranja, zumo de tomate, pepsi normal, radikal y una pepsi light. Así que todo el mundo debe estar preguntándose:
[poll=99]

Deja un comentario